Latest News

18 de noviembre de 2015

Cine Barato: La Cumbre Escarlata


Hay muchos elementos que deben de tenerse en consideración a la hora de “vender” una película. Desde los actores, hasta el género de la cinta y sobre todo el reconocimiento del director; cada una de estas piezas puede atraer la atención del público y con ello crear una gran expectativa. El problema de las grandes expectativas es que muchas veces, aunque el producto final sea de una gran calidad, no logra alcanzar las estratosféricas esperanzas que se crearon a su alrededor. Para bien o para mal, el ejemplo más reciente de esto es La Cumbre Escarlata.

En La Cumbre Escarlata veremos la historia de amor de un par de jóvenes y las dificultades que enfrentan al tratar de alejarse de los fantasmas del pasado (metafórica y literalmente). Edith Cushing (Mia Wasikowska) es una joven aspirante a escritora que se enamora del carismático Sir Thomas Sharpe (Thom Hiddleston). Tras un apresurado matrimonio, Edith es llevada a la propiedad de su nuevo esposo, donde comienza su nueva vida junto con Sir Thomas y su hermana Lady Lucille Sharpe (Jessica Chastain). Aunque todo parece ser tranquilo en un inicio, Edith empieza a experimentar visiones fantasmales que aparentemente intentan advertirle sobre los peligrosos secretos que esconde La Cumbre Escarlata.

Es muy importante aclarar algo que puedo imaginar será del desagrado de muchos: A pesar de que el material promocional trate de vendernos esta cinta como una película de horror, lo cierto es que ese elemento se utiliza de manera sumamente superficial. La Cumbre Escarlata cuenta con elementos de terror, indudablemente, pero en general se puede clasificar como una historia de amor o incluso un cuento de hadas, uno oscuro y en momentos retorcido, lo cual no es nada malo por sí solo.
El aspecto visual es simplemente hermoso. El cuidado en los elementos visuales no se limita a los elaborados escenarios, sino que también se extiende a los elegantes vestuarios de época e incluso a la iluminación y el propio trabajo de maquillaje en los actores. Nada de esto es verdaderamente sorprendente si tomamos en cuenta que es precisamente todo lo referente a lo visual lo que l ha dado a Guillermo del Toro un gran renombre en el cine actual.

Las actuaciones son bastante buenas, sobre todo la de Mia Wasikoska quien por fin me ha demostrado que puede ser una buena actriz. Cierto, Wasikiska ha tenido más papeles aparte de este, pero el único que he tenido oportunidad de ver es su protagónico en la asquerosa versión de Tim Burton de Alicia en el País de las Maravillas, donde esta actriz no hizo nada que llamara mi atención, pero por suerte su actuación en La Cumbre Escarlata ha cambiado mi opinión sobre ella para bien.
Con quien tengo un problema distinto es con Thom Hiddleston. Tal vez sea mí culpa por no estar familiarizado con otros papeles de este actor, pero sin duda hay algo que le hace falta para despegarse de su personaje más famoso hasta la fecha: Loki en el universo cinematográfico Marvel. Su actuación en esta película es buena, de eso no hay duda, pero su “look” es demasiado similar con el del medio hermano del Dios del trueno (o tal vez es solo idea de mi muy ñoñesco cerebro).

El punto más débil de la cinta es el supuesto terror que intenta evocar. Las apariciones fantasmales son muy interesantes y hasta cierto punto escalofriantes, ese no es ningún problema, el verdadero conflicto surge de su pequeño o nulo impacto en el desarrollo de la historia. A pesar de que se nos intente convencer de lo contrario, La Cumbre Escarlata no es una película de fantasma o casas embrujadas. Podría sacarse completamente el elemento sobrenatural de la trama y, fuera de perder unos diseños de personajes bastante buenos, la historia podría seguir sin cambio alguno en su desarrollo.

Al final de cuentas La Cumbre Escarlata es una buena película, pero no logra alcanzar las desmedidas expectativas que provoca su director. Los proyectos de Guillermo del Toro siempre han logrado dejarme con la boca abierta, sorprendiéndome gratamente cada vez que veo una de sus películas por primera vez, y esto es en parte lo que aqueja a La Cumbre Escarlata. Acúsenme de fanatismo si quieren (sé que más de uno lo hará), pero mientras que películas pasadas de Guillermo del Toro han sido excelentes, La Cumbre Escarlata es meramente buena “a secas” lo cual no la convierte en mala, simplemente es más “débil” comparándola con producciones anteriores. Mi recomendación es que vean esta película en el cine, no deja de ser visualmente sorprendente, pero tengan en mente que esto es un cuento de hadas más que una película de terror y acomoden sus esperanzas de manera justa.

La Cumbre Escarlata: 3/5. Buena.










Mejor que: Alicia en el País de las Maravillas (2010)

No tan buena como: El Laberinto del Fauno (2006), Titanes del Pacífico (2013)

  • Blogger Comments
  • Facebook Comments

0 COMENTARIOS:

Item Reviewed: Cine Barato: La Cumbre Escarlata 9 out of 10 based on 10 ratings. 9 user reviews.
Scroll to Top