Latest News

17 de septiembre de 2011

Hombres y Héroes No.34 Buffalo Bill.‏

Adaptación: Remy Bastien

Guion: M. Arce

Dibujo: Joaquín Lopez

Portada: Rodolfo Perez

Publicado en México por Novedades Editores

el 13 de Abril de 1988

Hoy en día el cine, la literatura de aventuras y la televisión han convertido al vaquero en una figura casi mítica, de proporciones legendarias, pero en realidad, el trabajo de un vaquero era sucio, rudo, aburrido y muchas veces peligroso, por otra parte, hasta fines del siglo antepasado, se consideraba al vaquero un tipo peleonero, analfabeta, con más defectos que virtudes, pero todo eso cambio, debido en gran parte a un solo hombre, un jinete consumado, explorador, soldado y.. cirquero, ese hombre fue conocido mundialmente como Buffalo Bill, pero todo tiene un inicio y es a mediados del siglo XIX en el oeste de los Estados Unidos, que era una región semipoblada y salvaje, donde el hombre blanco aun no iniciaba a gran escala la colonización de las tierras que abarcaban de los ríos Mississippi y Missouri, hasta las costas del Océano Pacifico, esas tierras que constituyen "el viejo oeste", eran tierras prácticamente vírgenes, fértiles, llenas de maravillas naturales, un lugar donde los animales solo corrían peligro de sus enemigos naturales, y es ahí en las grandes praderas, donde la tierra retumbaba con las pisadas de millones de búfalos que recorrían el país de norte a sur en migraciones anuales.

Las tribus de "Pieles Rojas" eran los moradores originales de aquellos vastos territorios, Vivian en armonía con su medio ambiente, pescaban y cazaban, sí, pero solo lo necesario para su sustento, su vida giraba en gran parte en torno al búfalo, que era tan numeroso "como las hojas de hierba de la pradera", la carne del búfalo era su principal sustento, su piel se convertía en el "tipi" (tiendas), los huesos servían para fabricar armas o agujas o bien adornos, pero el búfalo , así como toda la naturaleza y sus habitantes eran sagrados para los indios en su visión del mundo y del universo, cuanto había en la naturaleza integraba un todo, armónico divino, pero con la llegada del hombre blanco, todo había de cambiar, y fue precisamente hacia mediados del siglo XIX cuando comenzó a intensificarse la emigración de blancos del este hacia el este de los Estados Unidos y fue así como las pequeñas comunidades de blancos, comenzó a amenazar la forma de vida de los indios, inevitablemente, habían de comenzar las luchas y conforme iban muriendo hombres de uno y otro bando iba acrecentándose el odio entre ellos.
Y fue precisamente en los linderos del "viejo oeste", a orillas de ese ambiente lleno de aventura y peligro de ese mundo casi fantástico que nació William Frederick Cody, el 26 de febrero de 1846, la finca de sus padres estaba en el condado de Scott en el estado de Iowa, y allí en un ambiente rustico campirano, creció el muchachito que un día seria conocido como Buffalo Bill, el niño creció ayudando a su padre en todas las labores del campo, las cuales Cody desempeñaba sin ningún problema, podría decirse que le niño nació trabajando, y habría de trabajar intensamente el resto de su vida, cuando aun siendo adolescente su padre falleció, tendría como 11 años cuando busco trabajo para ayudar a su madre y encontró uno conduciendo un vagón de mercancía, en un pueblo cercano, a pesar de su corta edad era todo un experto en el manejo de caballos y bueyes, pero ese trabajo lo aburrió y un día se consiguió un trabajo de arriero y vaquero en una compañía de transporte y lo mismo cuidaba del ganado que domaba a los caballos salvajes, pero a los 13 años de edad se separó de su madre para ir en busca de fortuna en Colorado, pues había la fiebre del oro, regresando un año después con las manos vacías.
Una vez que volvió a su casa, ahí permaneció hasta los 14 años, que si bien seguía siendo un adolescente, por su experiencia ya era todo un hombre, jinete consumado, conocedor de la naturaleza y tirador habilísimo, pero pronto volvió a partir a un trabajo que sería el primero de uno de muchos que irían forjando la leyenda del futuro Buffalo Bill, pues el joven partió a Missouri, donde solicitaban jóvenes menores de 18 años, delgados y expertos con los caballos, pues se trataba de la empresa Pony Express, que era el correo a caballo, donde los jóvenes atravesaban el país de costa a costa para llevar la correspondencia, siendo así Billi el tipo de jinete ideal para la empresa y de inmediato fue contratado y seria uno de los 80 jinetes que escribirían la historia de la audaz aventura del correo a caballo, donde los jinetes tenían que promediar unos 14 kilómetros por hora y lo lograban, merced a los 500 "ponies" indios comprados por el Pony Express, había una posta a cada 16 o 18 kilómetros, donde le jinete desmontaba y, mochila de correo en mano, corría a la montura fresca que le esperaba, de ahí se desprende una de las primeras grandes aventuras de Buffalo Bill, pues siendo atacado en una ocasión por los indios, logro escapar y matar a muchos de ellos, con el arma que llevaba a cuesta.
Pero en 1862 entró en servicio el telégrafo transcontinental, haciendo del correo a caballo algo obsoleto, pero también en ese año inicio la guerra civil de los Estados Unidos, donde Cody formo parte del lado norte, que es donde el nació, siendo el bando más industrializado y Billi apoyando en las labores de reconocimiento, además de ser un excelente lector y seguir de pistas, siendo de gran utilidad para el bando del norte en esta guerra civil, tras la finalización de esta cruel guerra, donde murieron más hombres que en las dos guerras mundiales juntas, parecía que William Frederick Cody sentaría cabeza cuando en 1866 se casó con Louisa Frederici, en San Luis Missouri , convirtiendo la casa de los padres de Louisa en una casa de huéspedes que ambos administraron, pero tratándose de un hombre que toda su vida había crecido en la naturaleza y la aventura, no sería posible mantenerlo quieto por mucho tiempo y al cabo de más o menos un año, tomo la decisión de volver a trabajar, a pesar del llanto de su esposa, que lo amaba y no quería que su vida corriera peligro alguno, pero Billi entonces se contrató en una empresa que buscaba asentar el ferrocarril transcontinental y fungiría como explorador y reconocer de campo y ayudaría en la cruenta lucha en contra de los indios.

Fue así como teniendo a Billi de este lado, él tenía que ayudar a proveer el alimento a miles de obreros que construían las vías del ferrocarril y ahí trabajo cerca de 17 meses, en donde usando un rifle Springfield, de recarga por cámara .50, habría de batir todos los records existentes en cacería de búfalos, donde la mayoría de las veces con ayuda de su rifle, para él era como matar patos de latón en una feria de pueblo, ocasionalmente algún macho enfurecido cargaba en contra del exterminador, pero su certera puntería eliminaba pronto el peligro, como proveedor de carne para la cuadrilla, tuvo inmenso éxito, pero aquellas matanzas indignaban a los indios, pues nunca se aprovechaba el animal completo, según cuentas del propio Bill Cody en los 17 meses en que fue proveedor de carne para el ferrocarril, mato a 4280 animales, y por esa "hazaña" habría de ser conocido como "Buffalo Bill", ocasionalmente volvía con su esposa, que estaba ya resignada a vivir así con él, pues al paso de los años fue parte de las matanzas que se dieron con los indios a los cuales ayudo a exterminar también, siendo parte en una ocasión de una lucha mano a mano con uno de los más salvajes indios de los pieles rojas, con quienes lucho a muerto y ahí la leyenda se acrecentó, pues al paso de los años sus aventuras, fueron contadas en historietas que lo hicieron una celebridad inmediata, además de que al paso de los años al ver que los demás aprovechaban su fama para hacer dinero, el decidió montar su propio espectáculo y así gano millones de dólares.

En 1887, Cody llevo su espectáculo a Europa, donde disfruto éxitos sin precedentes, donde reyes y plebeyos de Europa disfrutaron inmensamente si "show", para la reina de Inglaterra, tuvo que realizar dos funciones especiales, y mientras multitudes ávidas de emociones, acudían a tropel a presenciar el "show del salvaje oeste de Buffalo Bill" en toda Europa, el verdadero "viejo oeste" iba pasando irremediablemente a la historia, irónicamente el último gran líder de la causa india, Toro Sentado, el gran vencedor de Custer en la batalla del Little Big Horn, se unió por una temporada al espectáculo de Buffalo Bill, firmando autógrafos y narrando sus hazañas, pero harto del show, volvió a su reservación donde murió asesinado, al llegar el siglo XX "el viejo oeste" había muerto por completo, y de alguna forma Buffalo Bill había ayudado a explorarlo y también a destruirlo para siempre, pero con su espectáculo, había ganado una fortuna considerable, pero solo faltaría una ironía final, pues este insuperable jinete, valiente soldado y explorador, habilísimo tirador, fue también un pésimo administrador y la fortuna que gano con su espectáculo, la perdió en desafortunados negocios y habría de morir en franca bancarrota, el 10 de enero de 1917, fue sepultado cerca de Denver Colorado, tal fue la vida de William Frederick Cody, mejor conocido como Buffalo Bill, auténticamente, vivió todos los peligros y las aventuras del verdadero "viejo oeste", gracias a hombres como el, gracias a su trabajo sucio, mal pagado y peligroso, para bien o para mal, el oeste fue conquistado para su país, los Estados Unidos, expandió sus fronteras, de las riberas de los ríos Mississippi y Missouri, hasta las costas del Océano Pacifico
  • Blogger Comments
  • Facebook Comments

0 COMENTARIOS:

Item Reviewed: Hombres y Héroes No.34 Buffalo Bill.‏ 9 out of 10 based on 10 ratings. 9 user reviews.
Scroll to Top