Latest News

11 de julio de 2016

Cine Barato: La Leyenda de Tarzán


 
Existen personajes de ficción  que verdaderamente trascienden tanto el medio como el tiempo mismo en el que vieron la luz por primera vez, convirtiéndose en residentes permanentes en la imaginación colectiva. Uno de estos personajes clásicos es sin duda Tarzán, que casi inmediatamente después sus primeras novelas dio el salto al cine en 1918. Sip, créanlo o no tenemos casi un siglo de “El Rey de los Monos” en la pantalla grande, y aunque tal vez el personaje no sea tan popular como lo fuese tiempo atrás, su estatus como “personaje legendario” es suficiente para mantener vivas sus aventuras, por lo que no es demasiada sorpresa ver una historia más de él en La Leyenda de Tarzán.
En La Leyenda de Tarzán veremos… pues las aventuras de Tarzán (duh). Han pasado varios años desde que John Clayton III, antes conocido como Tarzán (Alexander Skarsgard) se reintegró a la alta sociedad londinense junto con su ahora esposa Jane Porter Clayton (Margot Robbie). A petición de un investigador norteamericano, Tarzán deberá volver a la jungla y descubrir una conspiración que amenaza a toda la población del Congo.
Tengo que ser sincero, estaba listo para sentarme de mala gana a ver por milésima vez la historia que todo el mundo sabe sobre “El Señor de la Selva”, algo así como “Tarzán Begins” ya que parece que últimamente eso es lo único que saben hacer los reboots en estos días, y aunque si vemos un poco de este origen, lo cierto es que no es ni de cerca la historia principal, algo que sinceramente se agradece. Vemos los inicios de Tarzán gracias a una serie de flashbacks que relatan de manera breve pero efectiva el primer contacto entre Tarzán y Jane, que serán útiles para todo aquel que no tenga ni idea de quién es Tarzán (asumiendo que tal persona en verdad exista).
Alexander Skarsgard da un buen papel como Tarázn, aunque solo sea de manera física. No creo que alguien pueda negarlo, el actor se ve imponente y provocará muchos suspiros a algunas (y algunos), definitivamente  le queda bien el papel, pero desafortunadamente no me parece que sea terriblemente carismático. Lo contrario sucede con Margot Robbie, quien tiene más carisma del que se es humanamente posible, además lucir como si fuera sacada directamente de la portada de una revista cada que la cámara se centra en ella, pero desafortunadamente el guion no le da mucho con lo que pueda trabajar, reduciendo a Jane a la típica “damisela en desgracia”, a pesar de uno que otro momento donde se intenta romper con ese cliché, sin tener mucho éxito en ello que digamos. El punto medio, y quien para mi es quien sostiene la película es Samuel L. Jackson, que si bien tiene un papel secundario, logra inyectar a la cinta con una dosis de levedad que evita que la cinta sea innecesariamente seria y oscura.
Sé que es la queja en la que más comúnmente me refugio, pero dejare de hacerla cuando deje de ser un elemento tan marcado: La animación por computadora y el uso de la llamada “green screen” en ocasiones dolorosamente videntes, en especial en cierta escena de acción sobre un tren, que no deja de ser entretenida y emocionante pero se ve tan real como una moneda de tres pesos. Por otro lado, y para contradecirme inmediatamente a mí mismo, creo que algunos podrían ver demasiado fantasiosos el climax del tercer acto, pero eso no me causo ningún conflicto. Seamos honestos, Tarzán no es y nunca ha sido demasiado realista que digamos, y el hecho de que la película no se avergüence de los elementos más fantasiosos de la misma es algo que por lo menos yo realmente le aplaudo.
La Leyenda de Tarzán es una entretenida aventura que desgraciadamente se perderá en poco tiempo al tener que luchar en taquilla con súper producciones mucho más grandes y vistosas, sin embrago, y aunque no es precisamente lo que podríamos llamar un clásico, La Leyenda de Tarzán nos da una producción que respeta el material original y al mismo tiempo nos da una visión no tan común de sus personajes. Tal vez no sea lo suficientemente buena como para salir corriendo a verla en el cine, pero lo cierto es que es una película que vale la pena ver.

La Leyenda de Tarzán: 3/5. Buena.

 
 
 
 
 
 
Mejor que: Tarzán (2013).
No tan buena como: Tarzán (1999), King Kong (2005). Ya sé que esa última no tiene nada que ver, pero la estética de ambas cintas es muy similar.
  • Blogger Comments
  • Facebook Comments

0 COMENTARIOS:

Item Reviewed: Cine Barato: La Leyenda de Tarzán 9 out of 10 based on 10 ratings. 9 user reviews.
Scroll to Top